Un ciclista que fue atropellado en el límite de Tres de Febrero aún no fue identificado. El conductor se había fugado y fue detenido en las últimas horas.

En la Semana de la Movilidad Sustentable, se dio a conocer en las últimas horas un lamentable siniestro vial que terminó con la vida de un ciclista tras ser atropellado en la Ruta Provincial 4, a la altura de Loma Hermosa, a poco de sobrepasar la calle Combate de Pavón que divide los partidos de Tres de Febrero y Morón.

El sujeto en bicicleta iba en la mañana del domingo sobre la Avenida Bernabé Márquez -Ruta Provincial 4- cuando fue atropellado por un conductor que circulaba en un automóvil Ford K. Inmediatamente tras el suceso, el hombre del auto escapó no constatando en que estado se encontraba la víctima.

Horas después, el automóvil fue ubicado en un domicilio en cercanías de la intersección de la Brasil y Gabino Ezeiza. Presenta impactos compatibles con el atropellamiento sobre el lado derecho, del lado de la banquina, en el paragolpes delantero; el faro, el capot, el parabrisas, el techo, y manchas de sangre.

La víctima fue atropellada en la Ruta Provincial N°4, al sobrepasar la calle Combate de Pavón, en el límite de Morón y Tres de Febrero.

La víctima fue atropellada en la Ruta Provincial N°4, al sobrepasar la calle Combate de Pavón, en el límite de Morón y Tres de Febrero.

La víctima, que falleció en el lugar a consecuencia de fuerte impacto, aún no fue identificada. La fiscalía investiga si existen denuncias por “Averiguación de paradero”.

Fuentes policiales aseguraron que tras la ubicación del automóvil implicado en el accidente, el rodado fue secuestrado y el hombre aprehendido.

En tanto, según allegados a la investigación, la patente coincide con la tomada por las cámaras de seguridad municipales.

El hombre acusado de ser el presunto autor del hecho permanece aprehendido, sería indagado este lunes, y en las próximas horas la fiscalía solicitaría al juez de Garantías que la misma se convierta en detención.

Se esperan los resultados de las pericias a cargo de la Policía Científica tras el accidente. Habría transferencia de pintura del automóvil a la bicicleta, y además se levantaron restos de plásticos que quedaron en el lugar del hecho tras el impacto y serían del Ford K secuestrado.

“Finalmente lo agarraron al asesino, pero si hubieran puesto una ciclovía de Pablo Podestá a Hurlingham no hubiera pasado. Todos los días usaba la Av. Marquez para ir a Hurlingham en bici”, aseguraron los vecinos, indignados, tras tomar conocimiento del terrible accidente.

Fuente: Vivieloeste

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *