El menor, que se encuentra estable, estaba recién nacido y fue encontrado por una vecina, quien llamó a la policía.

Vecinos de la calle Acoyte, en la localidad de Virrey del Pino, quedaron sorprendidos luego de la aparición de un bebé recién nacido que fue abandonado en la zona.

El hecho sucedió cuando una vecina escuchaba llantos desde su vivienda, por ese motivo salió a la calle y encontró al bebé envuelto en una frazada. Fuentes policiales confirmaron que, al momento del hallazgo, aún poseía “el cordón umbilical y placenta”.

Luego de esto fue trasladado de inmediato hacia el hospital Simplemente Evita, ubicado en la localidad de González Catán. Allí fue derivado a la Guardia de Neonatología y quedó en observaciones.

Desde la fuerza informaron que el estado de salud es “estable”. En el caso interviene la UFI N° 8, que resolvió, entre otras cosas, darle aviso al Juzgado de Familia de Turno.

Fuente: Sectorprensa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *